Poblanos han evidenciado que la delegación que presta el peor servicio en la entidad es el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

La dependencia federal en Puebla, acumuló el mayor número de quejas y denuncias por cometer violaciones a las garantías individuales durante el primer semestres de 2012.

Según un informe de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), tan sólo entre enero y junio del año en curso, se acumularon 67 denuncias contra delegaciones por cometer ese tipo de delitos.

Las cuatro más señaladas en el siguiente orden, son: IMSS, Comisión Federal de Electricidad (CFE), Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

En el caso del IMSS, los poblanos procedieron en contra de la institución o de personal médico, por seis causas distintas que se encontraron en las diferentes clínicas: omisión en la proporción de atención médica, negligencia médica, negación de las prestaciones de seguridad social a que se tiene derecho, omisión en el suministro de medicamentos y prestación indebida en el servicio público.

Entre las denuncias graves se encontró que personal médico operó sin permiso alguno y en otros casos, poblanos denunciaron que en el cuerpo de ellos o de sus familiares quedaron utensilios de operación.

CFE, el segundo más denunciado por poblanos

El mismo informe indica que la CFE acumuló siete denuncias en contra, durante dicho periodo y es la segunda dependencia más denunciada.

Las causas son: omisión en la prestación del servicio en materia de electricidad y faltar a la legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficacia en el desempeño de las funciones, empleos, cargos o comisiones por parte del personal, entre otras.

Lo que más resalta son quejas por chantajes y extorsión, además de cobros excesivos sin argumento probatorio alguno.

Sedesol y Sedena también acumulan quejas

La Sedesol ocupa la tercera posición con más quejas en Puebla, siete en total, los poblanos procedieron por: omisión en la atención a personas que lo necesitan, coartar el adecuado desarrollo físico o mental del niño, omisión en la aplicación de políticas públicas que proporcionen una mejor calidad de vida, por citar algunas.

Y la Sedena que está en cuarto lugar en Puebla, con seis quejas, los procedimientos fueron por: trato cruel, inhumano o degradante; detención arbitraria; detención sin contar con la orden correspondiente; aplicación arbitrariamente la fuerza pública e intimidación.

Militares han sido denunciados por ciudadanos por cometer abusos de poder, hasta ‘levantones’ en la entidad sin argumento alguno, violentando así las garantías individuales de los poblanos.

A nivel nacional,  Puebla ocupa la posición 23 con más quejas acumuladas ante la CNDH.

De acuerdo con el reporte, es el Distrito Federal quien acumula el mayor número de quejas con mil 465, y ahí la dependencia más señalada por sus habitantes es la Secretaría de Educación Pública (SEP).

La entidad con menos quejas en México es Tlaxcala con un total de 18, donde el Instituto Nacional de Migración (INM) es el área más reportada ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos.