El gobernador Héctor Astudillo Flores realizó una gira de trabajo por el municipio de Pilcaya, en la zona Norte de Guerrero, para supervisar obras de infraestructura carretera donde se aplican recursos por más de 57 millones de pesos tan sólo en 2016.

Tras nueve años sin que algún gobernador visitara la cabecera municipal, Astudillo Flores llegó acompañado de su esposa, la presidenta del sistema DIF, Mercedes Calvo de Astudillo, para reunirse con los habitantes del lugar y supervisar los avances en los trabajos de tres ejes carreteros.

En su mensaje, durante la supervisión de la carretera Pilcaya que conecta con el Estado de México, con una inversión de 8 millones de pesos, el mandatario estatal dijo que le resulta gratificante llegar a este municipio.

“Donde hay gente noble y de trabajo, guerrerenses que quieren paz, que quieren trabajo”, indicó.

Les expresó que regresará en los primeros días de julio para inaugurar varios tramos carreteros y otras acciones.

En su intervención, el director de CICAEG, Javier Taja Ramírez; informó que también se está rehabilitando la carretera Taxco-Tetipac con una inversión de 12.3 millones de pesos en beneficio de 54 mil habitantes, presenta un avance del 40 por ciento y se prevé esté lista el 30 de junio.

Además se anunció la modernización del camino Tetipac-Pilcaya- El Sauz con una inversión de 20 millones de pesos, beneficiando a 11 mil 500 habitantes, que estará lista el 30 de junio y la rehabilitación de la carretera Pilcaya que colinda con el Estado de México, además de que en próximos días se dará el banderazo de rehabilitación de la carretera San Andrés – San Gregorio – San Francisco con la aplicación 17.5 millones de pesos, con lo que en 2016 se ejecutan más de 57 millones de pesos en infraestructura carretera y de modernización de caminos.