Chiapas en el Young Business Talents 2017

Los alumnos compitieron contra 277 estudiantes de 17 estados de la república, resultando un total de 75 equipos.
18 de mayo de 2017      por Daniel Aguilar        

Chiapas en el Young Business Talents 2017
                  Fotografía por: Daniel Aguilar              

Jóvenes estudiantes de los planteles de Villa Comaltitlán y Bella Vista del Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos del Estado de Chiapas (Cecyte) obtuvieron el segundo y tercer lugar en la gran final nacional del Young Business Talents México, gracias a la creación de las empresas simuladas “Sileriusim” y “Klakksadecv”, respectivamente.

El director de Vinculación del Cecyte, Jorge Enrique Hernández Aguilar, informó que los alumnos compitieron contra 277 estudiantes de 17 estados de la república, resultando un total de 75 equipos.

Destacó que el equipo “Sileriusim” que obtuvo la segunda posición del simulador 02, está conformado por Erika Jazmín Cerón Estrada, Silvia Daniela Cruz Peralta, Simón Eduardo Morales Esponda, Jonathan Usiel Gerónimo Jiménez y asesorados por Ana Lorena Méndez González.

Hernández Aguilardetalló que el equipo de “Klakksadecv”integrado por los estudiantes Karen Juselen Roblero Ortiz, Lourdes Jeana Roblero Laparra, Aylin Muñoz González, Kenny Adylene Alvarado Velázquez recibió la asesoría de Francisco Victorio Domínguez para ocupar la tercera posición del simulador 08.

Por su parte, la titular del subsistema educativo, Olga Luz Espinosa Morales, felicitó y reconoció a los jóvenes y docentes, asegurando que el concurso es la oportunidad para que los alumnos puedan adquirir conocimientos prácticos que no obtienen en clases, esto a través de un simulador empresarial.

Cabe destacar que el plantel de Villa Comaltitlán calificó en la tabla general en la 12ª posición a nivel nacional, con la creación de la empresa “Sileriusim”.

"Young Business Talents” es una iniciativa de educación y formación que permite a los estudiantes practicar la toma de decisiones dentro de una empresa a través de un simulador empresarial.

De esta forma, los jóvenes pueden experimentar lo mismo que se vive al dirigir una empresa, además de tener un laboratorio para contar con más elementos de juicio para la toma de decisiones, y desarrollar habilidades que les serán de utilidad en el futuro profesional.