Científicos estudian bacteria de la Peste Negra

Las investigaciones han revelado nuevos datos acerca de la bacteria que produjo la muerte masiva de la población en Europa durante el Medievo.
31 de agosto de 2011      por Estefany Araujo        Sección Internacional Científicos estudian bacteria de la Peste Negra

Investigaciones realizadas en Londreshan identificado la cepa de la que se originó la bacteria que provocó la terrible peste bubónica –también llamada peste negra- durante el siglo XIV, el organismo se conoce bajo el nombre científico de Yersinia pestis.

Los estudios fueron aplicados en al menos cien cadáveres enterrados entre 1348 y 1350 en el cementerio de East Smithfield, el estudio se hizo sobre el material genético de los cuerpos, los cuales presentaron rastros de la Y. pestis.

La enfermedad fue tan nociva, que acabó con un tercio de la población en el continente europeo.

"Nuestros datos revelan que la peste negra en la Europa medieval fue causada por una variante de Y. pestisque posiblemente ya no exista".

Sin embargo,el que no exista no significa que haya que bajar la guardia,señalóOle Georg Moseng, del Instituto de Salud y Sociedad en la Universidad de Oslo en Noruega.

Como ejemplo de esa alerta, se pueden citar los brotes que surgen casi cada año en Estados Unidos,Brasil,Perú,Congo,Madagascar,Vietnam y Mianmar.

Sin embargo, esta enfermedad ya no provoca epidemias ni tiene los mismos efectos negativos, debido a que la bacteria es fácil de eliminar.

Entre las décadas de los años 70 y 80, ya algunos científicos habían advertido sobre la posible incidencia de la Y. pestiscomo causa de la peste negra.

Volviendo a las pruebas científicas, se sabe que el genoma completo de la bacteria no pudo ser descifrado, no obstante, la información obtenida fue suficiente para comprobar que la Y. pestismedieval esta relacionada con la bacteria actual.

Las investigaciones son lideradas por Johannes Krause de la Universidad de Tubinga en Alemania yHenrik N. Poinar,de la Universidad McMaster de Canadá.

"Como con cualquier agente patógeno antiguo, al comprender por qué pudo ser tan virulento en el pasado, es importante tener la capacidad de predecir un posible resurgimiento hoy en día", advirtió Poinar, pues considera que gracias a este tipo de estudios, la población puede estar preparada.

Investigaciones realizadas en Londreshan identificado la cepa de la que se originó la bacteria que provocó la terrible peste bubónica –también llamada peste negra- durante el siglo XIV, el organismo se conoce bajo el nombre científico de Yersinia pestis.

Los estudios fueron aplicados en al menos cien cadáveres enterrados entre 1348 y 1350 en el cementerio de East Smithfield, el estudio se hizo sobre el material genético de los cuerpos, los cuales presentaron rastros de la Y. pestis.

La enfermedad fue tan nociva, que acabó con un tercio de la población en el continente europeo.

"Nuestros datos revelan que la peste negra en la Europa medieval fue causada por una variante de Y. pestisque posiblemente ya no exista".

Sin embargo,el que no exista no significa que haya que bajar la guardia,señalóOle Georg Moseng, del Instituto de Salud y Sociedad en la Universidad de Oslo en Noruega.

Como ejemplo de esa alerta, se pueden citar los brotes que surgen casi cada año en Estados Unidos,Brasil,Perú,Congo,Madagascar,Vietnam y Mianmar.

Sin embargo, esta enfermedad ya no provoca epidemias ni tiene los mismos efectos negativos, debido a que la bacteria es fácil de eliminar.

Entre las décadas de los años 70 y 80, ya algunos científicos habían advertido sobre la posible incidencia de la Y. pestiscomo causa de la peste negra.

Volviendo a las pruebas científicas, se sabe que el genoma completo de la bacteria no pudo ser descifrado, no obstante, la información obtenida fue suficiente para comprobar que la Y. pestismedieval esta relacionada con la bacteria actual.

Las investigaciones son lideradas por Johannes Krause de la Universidad de Tubinga en Alemania yHenrik N. Poinar,de la Universidad McMaster de Canadá.

"Como con cualquier agente patógeno antiguo, al comprender por qué pudo ser tan virulento en el pasado, es importante tener la capacidad de predecir un posible resurgimiento hoy en día", advirtió Poinar, pues considera que gracias a este tipo de estudios, la población puede estar preparada.