Testigo en juicio de El Chapo revela inversiones del narco en el futbol mexicano

Tirso Martínez, trabajador en los cárteles de Juárez y Sinaloa, relató que realizó inversiones millonarias en equipos del futbol mexicano.

Imagen ilustrativa del juicio de El Chapo Foto: Especial

Tirso Martínez Sánchez, testigo en el juicio de Joaquín Guzmán Loera, El Chapo, reveló que realizó inversiones millonarias en el futbol mexicano en el 2006, esto gracias a sus ganancias al trabajar para los Cárteles de Sinaloa y Juárez.

Mejor conocido como El Futbolista, afirmó que en su momento llegó a ser dueño de equipos profesionales de las ciudades de Celaya, Irapuato, La Piedad, Mérida y Querétaro. En casos como el equipo Venados de Mérida, lo adquirió por una cantidad entre los 600 y 700 mil dólares.

En el caso de los Reboceros de La Piedad, lo adquirió por 2.2 millones de dólares y para el 2004 logró vender al equipo en 10 millones de dólares, esto al liquidar a jugadores y empleados, duplicando su inversión al tener una ganancia neta de cuatro millones de dólares.

Martínez Sánchez relató que una vez que la Federación Mexicana de Futbol descubrió sus vínculos con el narcotráfico, el organismo le propuso comprar sus activos por 10 millones de dólares.

De entre 2000 y 2003, El Futbolista logró una ganancia de ingresos brutos entre 40 y 50 millones de dólares gracias al tráfico de drogas, al desempeñarse como distribuidor de cocaína en Estados Unidos.

También, contó las formas en que gastó su dinero, afirmando que llegó a apostar 100 mil dólares en diferentes peleas de gallos, perdiendo sumas de hasta dos y tres millones de dólares en palenques en numerosas ciudades en México.

Con la fortuna que logró adquirió un restaurante en Tijuana, cuatro negocios de ropa, una avioneta, autos, caballos, una concesionaria de autos en Los Ángeles y un restaurante en Illinois. A pesar de esto, Tirso Martínez indicó que solo le quedan cinco activos, todos en ellos en México con valor de los 2.5 a tres millones de dólares, siendo una casa, un rancho y tres terrenos.

El Futbolista fue extraditado a Estados Unidos en 2015, declarándose culpable un año más tarde por delitos de narcotráfico que podrían darle una condena de cadena perpetua y que busca reducir al participar como testigo.

 

ÚLTIMA HORA