Superviviente de Las Vegas demanda a MGM Mandalay

Una joven estudiante que sobrevivió a la masacre de Las Vegas presentó una denuncia en contra del consorcio hotelero.

Foto: Especial

jueves, 12 de octubre de 2017, Sergio Noriega

Una superviviente del tiroteo en Las Vegas presentó una demanda en contra de la empresa MGM Mandalay Corp, convirtiéndose en la primera víctima en interponer un recurso legal en contra del consorcio hotelero.

La joven universitaria responde al nombre de Paige Gasper, quien también incluyó en su denuncia a la organizadora de conciertos Live Nation Entertainment y al propio Stephen Paddock, el autor de la mayor masacre con arma de fuego perpetrada en la historia de Estados Unidos.

Asesino de Las Vegas planeaba atentar contra otro festival

Terror y caos en Las Vegas

De acuerdo con el testimonio de Gasper, ella se encontraba como una asistente más del festival de música aquel trágico día. La estudiante resultó herida y pasó varios días en cuidados intensivos, hasta que los doctores lograron estabilizarla. En estos momentos, continúa su recuperación en su hogar.

El parte médico revela que la joven tenía heridas en el pecho, lo que la obligó a someterse a numerosas intervenciones quirúrgicas para poder salvar la vida. Tras la recuperación, decidió no quedarse con los brazos cruzados y emprender acciones legales en contra de la compañía.

Entre sus exigencias se encuentra una remuneración parcial de 15 mil dólares para poder pagar los gastos de la hospitalización, y responsabilizó a MGM Resorts del dramático episodio que se vivió la noche del 1 de octubre en la ciudad de Nevada.

Los representantes legales de Gasper señalan que el personal de la compañía no supervisó adecuadamente a los huéspedes del hotel, sumado a que no respondieron con agilidad tras producirse los primeros disparos contra la multitud. Asimismo, no tomaron acciones inmediatas cuando Paddock rompió las ventanas de su habitación.

La familia de la víctima afirma que las cadenas hoteleras tienen que reforzar sus mecanismos de seguridad. Aunque no sanarán el dolor de las personas que perdieron a sus seres queridos, servirá para garantizar que no se vuelva a repetir un ataque de estas dimensiones.